12 barcos atuneros saquean aguas del área protegida Islas del Pacífico

Desde hace poco más de una semana, habitantes de la región denunciaron la presencia de más de una docena de embarcaciones, propiedad de la compañía mexicana Grupo Pinsa, del empresario Leovigildo Carranza.

Por: Redacción

Pese a que el decreto que establece la creación del Área Natural Protegida, con carácter de Reserva de la Biosfera, Islas del Pacífico de la Península de Baja California, prohibe la pesca comercial y deportiva a embarcaciones de grandes dimensiones, desde el pasado viernes 21 de julio, un total de 12 embarcaciones arribaron hasta las aguas de la zona de amortiguamiento de la Isla Cedros, donde extrajeron cerca de 1500 toneladas de peces.

La Ley General de Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente establece textualmente que: “en las zonas de amortiguamiento de las reservas de la biosfera —como el caso de Isla Cedros— sólo podrán realizarse actividades productivas emprendidas por las comunidades que ahí habiten al momento de la expedición de la declaratoria respectiva o con su participación, que sean estrictamente compatibles con los objetivos, criterios y programas de aprovechamiento sustentable, en los términos del decreto respectivo y del programa de manejo que se formule y expida, considerando las previsiones de los programas de ordenamiento ecológico que resulten aplicables”.

“Además de atún, sacaron jurel y bonito, entre otras especies, debido a que los barcos usan redes de cerco”, denunció un miembro de la cooperativa de la región, quien pidió anonimato; el entrevistado también aseguró que sufrió amenazas e intimidaciones provenientes de los tripulantes de dichas naves.

De acuerdo con lo declarado por habitantes de la zona, los barcos —propiedad de Grupo Pinsa, que comercializa las marcas Atún Dolores y Mazatún— operan a una distancia no mayor de dos kilómetros de la costa, situación que daña seriamente el lecho marino.

Por si fuera poco, la extracción de esta cantidad de peces afecta de forma directa a las comunidades pesqueras de Isla Cedros; “nos dejan sin sustento y atacan nuestra forma de subsistencia”, continuó.

El artículo 81 del Reglamento de la Ley del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente en Materia de Áreas Naturales Protegidas establece que “en las áreas naturales protegidas sólo se podrán realizar aprovechamientos de recursos naturales que generen beneficios a los pobladores que ahí habiten y que sean acordes con los esquemas de desarrollo sustentable, la declaratoria respectiva, su programa de manejo, los programas de ordenamiento ecológico, las normas oficiales mexicanas y demás disposiciones legales aplicables”.

Los miembros de la CODEMAR coincidimos con la visión que tienen los pescadores locales: las islas tienen una vocación de turismo de conservación.

Al día de hoy, martes 1 de agosto, todas las embarcaciones ya habían abandonado la zona.

Foto: Pescadores Locales.